China y brexit: ¿qué supone para nosotros?

Edición especial de la serie China Analysis que analiza los primeros comentarios publicados en China sobre brexit

ECFR Alumni · Director, Asia and China Programme
Senior Policy Fellow
ECFR Alumni · Editor, China Analysis
Senior Policy Fellow
Full text available in English
Also available in

En contraste con las pesimistas perspectivas desde Japón y otros países, China ve brexit como una fuente de oportunidades para la economía y la presencia internacional china, según un nuevo informe de ECFR.

“China and Brexit: What's in it for us?” es una edición especial de la serie de ECFR “China Analysis” que analiza los primeros comentarios chinos publicados tras el shock de brexit. Aunque preocupa el crecimiento de la incertidumbre y la potencial pérdida del Reino Unido como puerta a la inversión europea, los autores chinos están visiblemente más optimistas por sus perspectivas tras brexit que sus vecinos en el este de Asia.

Los autores chinos parecen estar de acuerdo con los defensores de brexit en que un Reino Unido más independiente sería más capaz de llegar a un acuerdo de libre comercio mutuamente beneficioso con China, una perspectiva confirmada como posibilidad por el Ministerio de Comercio de China. Aunque un acuerdo de estas características tendría beneficios económicos intrínsecos (con expectativas chinas de que el Reino Unido no dejará de ser una economía grande tras brexit), también aumentaría la atención que China recibe de Reino Unido, aspecto donde residen los verdaderos beneficios.

Dependencia británica de China

Según fuentes chinas, un acuerdo de estas características haría que Reino Unido fuese más dependiente de China, y, en consecuencia, fuera un aliado más cercano en a los intereses chinos en los foros internacionales. Li Xiaopeng argumenta que esta dependencia llevará a Gran Bretaña a promover “incluso más” la internacionalización del renminbi, mientras que Zhao Hongwei ve al Reino Unido post-brexit como una posible voz cantante en el apoyo a la apuesta China por lograr el estatus de economía de mercado. La independencia británica de Europa (y dependencia de China) abre la posibilidad del cese por parte de Gran Bretaña del embargo de armas a China, lo cual podría dar frutos para el principal actor militar de Asia.

Europa dividida

China ve una Europa dividida como una oportunidad adicional. Los académicos chinos esperan que brexit debilite la posición europea respecto a sus propios valores, lo cual ablandaría la posición europea respecto a los abusos chinos de derechos humanos. La competición económica entre Reino Unido y la UE por la inversión china también llevaría a mejores condiciones para las compañías chinas. El reciente retraso de Londres a la planta nuclear Hinkely Point C, de un coste de 18 mil millones de libras, debido a las preocupaciones por la participación china de un 30% en un proyecto tan delicado se percibe como una excepción en este aspecto.

François Godement, director del programa de ECFR para Asia y China, explica las divergencias en la perspectiva china y la japonesa sobre las características de sus inversiones en Reino Unido: “Japón tiene importantes inversiones en nuevas intalaciones en el sector manufacturero, con importantes activos físicos. La caída inmediata de la libra ha supuesto un golpe para sus balances, debido a los mayores costes de adquisición de las subsidiarias en Reino Unido. Las inversiones chinas, en su lugar, han sido sobre todo en finanzas y propiedades y podrían sufrir mucho menos daño.”

En otras palabras, no es que china anticipe menos daño económico a Gran Bretaña como resultado de brexit, sino que se ve mejor posicionada para aprovechar la debilidad resultante de Reino Unido y Europa.