La expansión del ciberespacio chino

Cinco claves del extraordinario auge digital en China

ECFR Alumni · Director, Asia and China Programme
Senior Policy Fellow
Full text available in English
Also available in

El rápido crecimiento económico de China ha facilitado avances tecnológicos  que  han permitido sortear la rigidez burocrática. Compañías web chinas como Alibaba están revolucionando los pagos por Internet y eludiendo el sistema bancario estatal. Las redes sociales están creando un espacio para el debate público en una sociedad en la que el Partido siempre ha tenido el monopolio de la expresión pública. Mientras el gobierno intenta mantener el control, el extraordinario aumento de la innovación digital, social y empresarial está tomando la delantera en China.

La última edición del China Analysis, publicado por ECFR y el Asia Centre, se centra en el análisis de la expansión del ciberespacio chino.

1. Los “tres grandes” nombres en la industria china de Internet – Baidu, Alibaba y Tencent – se están enfrentando a los desafíos de la revolución móvil que está transformando la industrial de las tecnologías de la información. La competición entre los tres por fusiones y adquisiciones ha inflado los precios de compra chinos y está llevando al crecimiento de compañías innovadoras y start-ups.

2. China debe seguir el ritmo de las tendencias internacionales en ciberseguridad. Ha surgido una “brecha digital” entre los países desarrollados que son aliados de EEUU y los emergentes a quienes les cuesta hacer oír sus voces. Cualquier cambio en la gobernanza de Internet debería tener en cuenta la emergencia de China.

3. La banca en línea en China está cubriendo una necesidad que la excesivamente regulada banca comercial tradicional no está satisfaciendo. Para contraatacar, los bancos comerciales deben innovar. Esto podría tener un efecto transformador en el panorama financiero de China. Compañías como Yu’e Bao pueden alterar la estructura del sector financiero chino y el sector de los negocios en línea podría ser una fuente de gran crecimiento para la economía china.

4. Las campañas del gobierno chino contra lo que define como “rumores on-line” han desembocado en que demasiados departamentos gubernamentales están involucrados en la “gestión de la información”, en particular con relación a algunas redes sociales. El Partido Comunista Chino ha estado intentando consolidar su control con Xi Jinping adoptando un papel central.

5. Las cacerías humanas cibernéticas en China se han empleado en la lucha contra la corrupción de los cargos y políticos locales. Sin embargo, también han provocado abusos graves como la violación de la privacidad y el acoso.

François Godement considera que “la política china para la web continuará siendo un modelo negativo para todos, excepto para los regímenes autoritarios. Aquí, como en otras cuestiones, la gran contradicción inherente al ascenso de China permanece viva”.