¿Grande se traduce en bonito? Las empresas estatales se fusionan bajo el liderazgo de Xi Jinpin

Las fusiones de empresas estatales suscitan el temor de compañías ‘demasiado grandes para ser reguladas’

ECFR Alumni · Director, Asia and China Programme
Senior Policy Fellow

Las fusiones de empresas estatales suscitan el temor de compañías ‘demasiado grandes para ser reguladas’. 

Los dos últimos años han sido testigo de una dramática ola de fusiones entre las empresas estatales de China (SOE, en sus siglas en inglés) destinadas a mejorar la competitividad internacional de China a través de la reducción de duplicidades y de dañar la competitividad de los precios entre compañías rivales. Estas fusiones se han dado principalmente en las industrias de transporte, comercio, construcción, acero, servicios y energía.

Gráfico 1.: Fusiones de empresas estatales chinas, 2012-2016 

Sin embargo, un nuevo informe de ECFR revela críticas domesticas hacia estas fusiones por estar exacerbando problemas organizacionales ya existentes, como son la baja eficiencia, escasa supervisión y brechas en la comunicación.

Más importante, están creando monopolios gigantes nuevos que el gobierno tendrá dificultades para acotar. François Godement de ECFR ha dicho,

“Indudablemente, será un trabajo más duro para los reguladores y supervisores de estos gigantes. Pero también es posible que el partido estatal central haya simplemente decidido que no puede seguir y controlar una pluralidad de compañías”.

Final

Nota para los editores

Francois Godement está disponible para entrevistas en [email protected]. Como alternativa puede contactar la oficina de prensa.

Gráfico 2: Fusiones de empresas estatales, 2012-2016